Esta Cuaresma… ¡pon mucho amor! Amiga, amigo: Cuánto te gustaría poseer “esa varita mágica” que todo lo puede, todo lo cambia, todo lo transforma… Pues bien, hoy, en este momento, te comunico que posees algo mucho más eficaz… Eres poseedor del “instrumento” más poderoso jamás inventado: ¡Tu corazón! Depende de ti hacerlo funcional o estéril…
Amiga, amigo: Por delante tienes unos días para comprobar cómo un corazón lleno de amor es sinónimo de la mayor dicha jamás conocida, y un corazón sin amor… Bueno, compruébalo tú mismo…
PROPÓSITOS CUARESMALES
Sin amor… te levantas de la cama con el pie izquierdo y el despertador en el suelo.
  • Con amor… te levantas cada día con el corazón nuevo y el despertador emitiendo una hermosa melodía.
  • Sin amor… te diriges al cole con los cascos del egoísmo, de la soledad y, lo que es peor, de la desdicha.
  • Con amor… los besos, los saludos, las sonrisas, los buenos días te convencen, una vez más, que otro mundo más fraternal es posible.
  • Sin amor… las clases son un rollo, una pérdida de tiempo…
  • Con amor… las clases son una excelente oportunidad para ser, cada día, más y mejor persona, más y mejor discípulo de Cristo.
  • Sin amor… la cita semanal con Dios, la catequesis o la reunión de grupo se convierten en “un fármaco” que te produce una gran somnolencia.
  • Con amor… el encuentro con Dios y con tu grupo despiertan tu vida y ponen en marcha tu corazón.
  • Sin amor… Dios no aparece por ningún lado…
  • Con amor… Dios se hace presente, inmediatamente, en tu hogar, en tu colegio, en tu parroquia… en tu corazón.
  • Sin amor… la limosna es una forma de desprenderse de “la calderilla que te rompe los bolsillos.”
  • Con amor… la limosna es generosidad desbordaba que “hace añicos tu corazón viejo.”
  • Sin amor… el ayuno es, simplemente, la manera más barata de ponerte en forma sin acudir al gimnasio.
  • Con amor… el ayuno es “un trampolín” que te hace tomar conciencia y saltar hacia tus hermanos más necesitados.
  • Sin amor… la oración es un monólogo aburrido.
  • Con amor… la oración es un diálogo con tu mejor Amigo.
  • Sin amor este texto irá, directamente, a “la papelera del olvido.”
  • Con amor…
Amiga, amigo: Ahora te toca a ti continuar esta lista… y llevarla a cabo en tu vida.
Cuaderno Joven
J.M. de Palazuelo
RECURSOS

Deja un comentario

Cerrar menú